SE NIEGA PROPUESTA BIPARTIDISTA

El presidente Trump rechazó ayer una propuesta bipartidista del Senado para dar un estatus legal y un camino a la ciudadanía a los jóvenes inmigrantes conocidos como ‘dreamers’.

El rechazo del presidente a la propuesta del senador demócrata Dick Durbin y el senador republicano Lindsey Graham reiteró a los defensores de los ‘dreamers’ (beneficiarios del programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia, o DACA) que deben moderar sus expectativas.

Los observadores advirtieron que, ante la presión por llegar a un acuerdo para continuar financiando las operaciones del Gobierno federal, habrá muchas negociaciones, propuestas y contrapropuestas antes de la fecha límite del corte.

“Con este rechazo podemos esperar en las próximas horas o días, más propuestas de ley que ofrezcan una solución al problema de los ‘dreamers’. Sin embargo los demócratas no queremos que sus beneficios sean negociados a cambio de más seguridad en la frontera”, explicó Iliana Holguín, presidenta del Partido Demócrata de El Paso.

Según expertos y activistas, la legalización de los jóvenes indocumentados traídos al país antes de cumplir los 16 años es el obstáculo que la mayoría republicana del Congreso tendrá que sortear para ganar el necesario voto de los demócratas para evitar un cierre temporal del Gobierno a partir del 19 de enero.

El problema, según ellos, es que los republicanos insisten en condicionar la legalización de los ‘dreamers’ a la liberación de más fondos para la seguridad fronteriza, recortes a la inmigración legal y un muro en la frontera Sur para impedir el ingreso ilegal.

Fernando García, director de la Red Fronteriza para los Derechos Humanos en El Paso, aseguró que, tomando en cuenta la fecha tope, es casi imposible que se apruebe una nueva propuesta. Él prevé un inevitable cierre de Gobierno.

“Hemos aclarado que solicitamos una protección para los ‘dreamers’, pero permanente y limpia, sin condiciones, sin incluir un aseguramiento fronterizo que no se necesita”, dijo García, quien junto con La Red llevará a cabo en las calles de El Paso un rally el sábado exigiendo al Gobierno una solución definitiva para los ‘dreamers’.

Coincidió en que “en tan poco tiempo no se puede llegar a un acuerdo” para evitar el cierre temporal del Gobierno.

La presidenta local del Partido Demócrata, dijo que la única manera de que republicanos y demócratas aprueben una solución tanto para evitar el cierre de Gobierno como para legalizar a los ‘dreamers’ es excluyendo al presidente Trump.

Más sobre el rechazo

El jueves, después de que Durbin y Graham se reunieron con Trump para discutir un plan de compromiso de un pequeño grupo de seis senadores, la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Sanders, aclaró que “todavía no se llega a un acuerdo”.

Después del anuncio de la Casa Blanca, los senadores de los dos partidos dijeron estar preocupados, pues el proyecto presentado se logró después de 4 meses de trabajo.

El senador Durbin dijo ayer a los medios que “no está seguro de cuál será el siguiente paso” luego del rechazo de Donald Trump.

Esta misma semana, el presidente Trump había estipulado tres condiciones para poder aceptar una propuesta que proteja a los inmigrantes de DACA: el proyecto para la construcción del muro fronterizo, la culminación de la lotería de visas y el fin de la llamada “migración en cadena”.